Zumo de zanahoria y apio

Receta del zumo de zanahoria y apio

La mezcla de zanahorias frescas prensadas y el zumo de apio es una excelente manera de comenzar la introducción de zumos en la dieta. Afortunadamente, este zumo resulta muy dulce, por lo que es excelente para aquellos que no están dispuestos a profundizar en el mundo de los zumos verdes, así como para comedores quisquillosos como los niños. El zumo de zanahoria y apio es muy nutritivo, ayudando en la alcalinización del cuerpo y es ideal para los riñones y la salud ocular. El zumo de apio es rico en sodio natural y es sumamente hidratante, aportando un brillo suave y vibrante.

Zumo de zanahoria y apio

Ingredientes del zumo de zanahoria y apio

  • 3 zanahorias
  • 1 tallo de apio
  • 1/2 vaso de agua

Cómo hacer el zumo de zanahoria y apio

  • Lavar las zanahorias y el apio.
  • Pelar las zanahorias con ayuda de un pelador o de un cuchillo pequeño.
  • Cortar el apio a rodajas.
  • Introducir el apio y las zanahorias en la licuadora y licuar.
  • Verter en una jarra y añadir el agua.
  • Remover bien y servir.
Receta del zumo de zanahoria y apio

Propiedades del zumo de zanahoria y apio

Las zanahorias son una de las mejores fuentes de vitamina A, un nutriente valioso para las personas de todas las edades. También contiene cantidades significativas de vitamina C, vitamina E, vitamina K, potasio y calcio lo que es excelente para los atletas, los niños y las mujeres embarazadas (estos nutrientes son esenciales para el desarrollo del feto).

El apio es una excelente fuente de vitaminas B1, B2, B6 y C y es denso en potasio, ácido fólico, calcio, magnesio, hierro, fósforo, sodio y aminoácidos esenciales.

El zumo de zanahoria y apio contiene vitamina A, que influye en la visión, el desarrollo óseo, la procreación y la actividad celular. La vitamina A también ayuda a gobernar el sistema inmunológico. El zumo de zanahoria y apio puede ser útil en la prevención de la deficiencia de vitamina A, que puede causar problemas como resequedad en los ojos, ceguera nocturna, picor y piel áspera, dientes que carecen de fuerte esmalte y heces blandas.

El jugo de zanahorias y apio puede ayudar a aumentar la inmunidad. La vitamina C que se encuentra en el zumo de zanahoria y apio trabaja para prevenir que los radicales libres dañen las células, y contribuye a una piel sana y joven, ya que requiere en la producción de colágeno. La vitamina C se obtiene del consumo de frutas y verduras y puede ayudar en la protección del cáncer. El alto consumo de frutas y verduras parece relacionado a tener una menor probabilidad de desarrollar enfermedades del corazón.

Esta bebida de zanahoria y apio también contiene potasio. El consumo de frutas y verduras con alto contenido de potasio puede ayudar a disminuir las probabilidades de tener cálculos renales y el deterioro de los huesos. El potasio del zumo de zanahoria y apio también puede ayudar en la regulación de la presión arterial. La claridad mental es otro de los beneficios que proviene del potasio en este delicioso jugo. La falta de potasio en el cuerpo puede dar lugar a la tensión, la ansiedad y los sentimientos de tristeza.